Seleccionar página

Cuando le comentas a alguien que la meditación puede ayudarle a mejorar su estado de salud, suele reaccionar diciendo que no tiene tiempo para perderlo con estas cuestiones.

Hay gente que cree que esto de meditar es para cuatro iluminados místicos y que no se tiene tiempo para perder con algo que necesita tanta dedicación. No se dan cuenta que precisamente esta “falta de tiempo” es lo que les está llevando a un estado patológico. Es el archienemigo estrés.

Pero pensemos: ¿cuánto tiempo perdemos en cosas que verdaderamente no son importantes? Mirar la televisión, horas en las redes sociales … ¿No podemos reducirlo para mejorarnos la salud?

Tampoco necesitamos una hora diaria, basta comenzando con 5 minutos. Poco a poco iremos aumentando el tiempo sin darnos cuenta de ello para realizar 20-30 minutos diarios.

Uno de los problemas que padecemos es que no sabemos centrarnos en el presente. En lugar de vivir el presente, cometemos dos errores continuamente:

1.Repasamos mentalmente actos del pasado que nos han hecho daño y no podemos olvidar. Esto es comprensible hasta cierto punto ya que está grabado en nuestro sistema límbico y es difícil de borrar. De hecho, no lo podremos borrar, pero lo tenemos que aceptar. Sin aceptación no podemos pasar página.

2.Hacemos elucubraciones de futuro que nos provocan angustia. No nos damos cuenta de que el futuro existe sólo en nuestro pensamiento. Es evidente que si cada día alguien me maltrata en el trabajo, puedo suponer que mañana también lo hará y eso me genera estrés. Pero debemos evitar pensamientos negativos de acciones futuras que no han tenido lugar nunca, ni sabemos si pasarán. ¿ Hace falta realizar elucubraciones negativas de aquellas que comienzan por: y si ..?

No es que sea intrínsecamente perjudicial pensar en clave de pasado o futuro. El problema es cuando estos pensamientos nos generan angustia, cuando no quisiéramos tenerlos y nos aparecen con asiduidad. Por ejemplo, no es lo mismo tener un pensamiento negativo sobre el futuro y dejar que nos vaya afectando, recreándonos en el propio malestar, entrando en un ciclo vicioso, que tener el mismo pensamiento controlando las sensaciones que nos provoca y acabar aceptándolo como no real ya que el futuro no lo conocemos.

La meditación nos ayuda a mejorar estos actos perturbadores e inconscientes ya que nos permite centrarnos en el presente. Se suele recomendar que se realice por la mañana en levantarnos ya que así empezaremos el día relajados y con más energía. Si eres de los que se levantan con el tiempo justo o vas a dormir estresado, quizás te convendrá más realizarla antes de meterte en la cama.

BENEFICIOS DE LA MEDITACIÓN

Área prefrontal izquierda

Estos se notan a nivel psicológico y también físico. Este estudio demostró cambios de activación en la parte izquierda del cerebro y un aumento de la respuesta inmunitaria. Después de la meditación aumentaban más los anticuerpos por la vacuna de la gripe en el grupo que meditaba que en el de los que no habían hecho meditación. Como decía, se ha comprobado que la meditación induce nuevas conexiones neuronales en la zona prefrontal izquierda (detalle). Esta zona está relacionada con las emociones positivas y la felicidad.

También en pacientes oncológicos se han observado mejoras en parámetros tanto psicológicos como físicos (estudio).

A nivel físico la meditación mejora el sistema inmune, reduce la presión arterial y el dolor. A nivel celular la meditación mejora la actividad de la enzima llamada telomerasa (estudio , estudio) que está relacionada con la capacidad de la célula para dividirse, aumentando el tiempo de vida útil de la misma. Es decir, seremos biológicamente más jóvenes que cronológicamente.

A nivel cerebral se observan mejoras como el aumento de la sensación de felicidad, regulación de las emociones, de la atención y la memoria (esto por cambios cerebrales en la materia gris). Se reducen la ansiedad, la depresión, y el estrés (estudio). También nos ayudará a dormir mejorando la calidad del sueño (estudio).

No debemos olvidar que el ser humano es un ser social. Los beneficios se obtienen incluso a este nivel: incrementa la empatía, la solidaridad, la cohesión social y reduce la sensación de soledad.

En definitiva, nos ayudará reducir los pensamientos negativos y conflictos internos que perturban nuestra felicidad, permitiéndonos redescubrir una manera nueva de entender la realidad que nos rodea.

Sobre cómo realizar la meditación tieneis diferentes webs como esta.

Hay que tomárselo con calma e ir practicando hasta convertirlo en un hábito. Esta es la parte más complicada pues solemos desistir antes que esto ocurra. Aguantar un poquito ya que sus efectos pueden ya notarse a partir de las 8 semanas de dedicación diaria.

Todo el contenido del blog es a título informativo.

En caso de necesidad consultar con un profesional de la salud.

Otros post similares…

Recibe mis artículos en tu email!!!
Libre de spam.

¿Quieres saber cómo mejorar tu salud?

Suscríbete y recibe mis

post en tu email !!

Rellena el siguiente formulario para suscribirte.

Podrás darte de baja cuando lo desees.

You have Successfully Subscribed!

Pin It on Pinterest

Share This